Relojes biològicos

En nuestro organismo hay un sistema que marca el tiempo de las funciones de nuestros òrganos y el tiempo de duraciòn de nuestra vida. En el caso del funcionamiento de nuestros òrganos, de alguna manera su tic-tac nos alerta cuando debemos prestarle atenciòn.

No es que hay un solo reloj, hay varios relojes biològicos y estan dados por el conjunto de biomarcadores que hasta el momento se los ha identificado con las hormonas, con los telòmeros (extremos de los cromosomas que cuanto màs corto mayor es el envejecimiento) y otros incrustados en el genoma, llamado reloj biològico del ADN.

Estos biomarcadores dan el tiempo en todo el cuerpo, se aceleran o ralentizan en funciòn de la edad de la persona, es màs ràpido desde el nacimiento hasta la adolescencia, su tic-tac disminuye a un ritmo constante al llegar a los 20 años.

Tambièn estos biomarcadores estàn atados o mejor controlados por fenòmenos externos e internos. Los fenòmenos externos lo da la naturaleza y sus tiempos (ciclos planetarios, ciclos terrestres, etc.), son susceptibles de manipulaciòn consciente, tal es asì que nos damos el lujo de trastocarlo, retrasarlo o acelerarlo o invertirlo como el caso tìpico del sueño que lo cambiamos del nocturno al diurno.

La influencia de los fenomenos internos,  no podemos controlarlo,o  apenas si alguito retrasando su tiempo, èstas influencias internas  no son bien conocidos, son fenòmenos connaturales al ser vivo, muchos  marcan la edad o tiempo de nuestra vida en este mundo.

Somos seres temporales, todas nuestras actividades no son procesos continuos, son cìclicos, oscilantes, por periòdos. Las influencias externas como los cambios estacionales (primavera, verano, etc) o la influencia de la rotaciòn terrestre que origina el dìa y la noche, hace que muchas funciones de nuestros òrganos se ajustan a estos cambios, el màs conocido es el ajuste al ritmo nictameral o circadiano de 24 hrs. : vigilia-sueño o sea desgaste – recuperaciòn de energìa.

En el ritmo circadiano, nuestro reloj (reloj circadiano) marca el tiempo regula nuestros hàbitos de la vida diaria y nos dice cuando dormir, levantarnos, alimentarnos, da el tiempo para la digestiòn e incluso nos indica cuando parar una actividad y dar un descanso. Hay que hacerle caso a estos indicadores. Sintonizar con ellos es prestar atenciòn a nuestra salud.

De los seres de la naturaleza somos, sino el ùnico, quizàs el màs osado y desafiante con estos tiempos y no hacemos caso, trastocamos horarios  del sueño, de la alimentaciòn y descanso, despuès vienen las consecuencias como gastritis, insomios, estrès, somatizaciones viversas (alteraciones de algùn òrgano por problemas psìquicos).

Este reloj circadiano que procesa nuestra vida en ciclos de 24 horas, es susceptible de control consciente, para mantener su precisiòn al igual que un reloj mecànico precisa de la constancia como ajuste periòdico.

El otro reloj que marca nuestra edad o tiempo de vida, es  hasta el momento incontrolable, sus biomarcadores son precisos e inflexibles, un reloj o biomarcador de este tipo se lo ha identificado con los telòmeros, que son las porciones de los extremos de los cromosomas (lo protegen, y  en sì estàn protegiendo al ADN), èstos se van acortando cada vez que las cèlulas se dividen, y se dividen màs frecuentemente cuando necesitan recambio, sucede cuanto màs frecuente sean los daños a los tejidos u òrganos (enfermedades, injurias, tòxicos, etc). De ahì se deduce que en los ùltimos años ha sido posible retrasar el tiempo de vida promedio del ser humano de antes 60-70 años hasta los 80 – 90 o màs años, con la intervenciòn temprana con medidas de salud y/o recuperaciòn temprana de enfermedades.

Telòmeros en el cromosoma

reloj-biologico-ADN-624x468
Cuida tu reloj biològico, sintonìza con èl y dale importanica. Al reloj que regula nuestros hàbitos diarios, ajùstalo periòdicamente para mantener su precisiòn y al otro reloj que marca nuestra edad, no lo aceleres, prevee las enfermedades y alèjate de los tòxicos que dañan los tejidos y òrganos (tabaco, alcohol, dulces ,grasas, etc., etc.)

Anuncios